18.9 C
Honduras
sábado, julio 20, 2024

Algunas preguntas sin (mucha) importancia

Supermán, el hombre más poderoso del Universo, ¿sabe cómo manejar un carro? En ninguno de los “paquines” que leí en mi infancia, o en las muchas películas que se han filmado, nunca él -como Superman o Clark Kent- jamás ha salido manejando un carro, moto, bicicleta o, siquiera, patinando.

Algunos dirán que no necesita saber cómo manejar carro ya que puede volar, pero la pregunta no es cómo se traslada de un lugar a otro, lo que pregunto es si sabe hacerlo, ¿verdad que no?

Otra cosa, cierto que posee súper velocidad, pero, cuando tiene verdadera urgencia por ir al baño, ¿le será fácil hacerlo con ese traje tan ajustado?

A propósito, ¿quién se lo hizo y cómo lograron hacerlo ya que esa tela es indestructible, con qué agujas lo costuraron?

Aquellos fanáticos de la serie “El Señor de los Anillos”, magnífica, por cierto, recuerdan todos los problemas que tuvo que enfrentar Frodo para llevar el anillo de todos los poderes al Monte de la Perdición para fundirlo, lo cual logra arriesgando mil veces la vida.

Pues bien, después de arrojar el anillo a las llamas alcanza llegar hasta una roca donde se mantiene precariamente a salvo de los ríos de lava ardiente que le rodean y, cuando todo está perdido, cuando parece que nada puede salvarlo, un grupo de gigantescas águilas le rescata -a él y a su amigo Sam- y se los llevan volando de vuelta a La Comarca.

Muy bien, nos divertimos bastante, la saga es muy emocionante, llena de personajes coloridos, magos, elfos, grandes batallas y muchas cosas más, pero, eso no debe cegar la razón, veamos por qué.

Si de lo que se trataba era de llevar el anillo hasta ese lugar para destruirlo, por qué desde el principio no mandaron a Frodo -o a cualquier otro- montado en un águila de esas. Hubiera llegado en pocas horas, arrojado el maldito anillo a las llamas y regresado a tiempo a casa para la cena, ¿no es cierto?

Si usted le va a hacer esta misma pregunta a algún admirador de la serie, tenga cuidado; no sé por qué, pero tienen la tendencia a enojarse.

Un error en el guion es un error, se enoje quien se enoje.

Los que desconocen el sistema judicial de los Estados Unidos deberían saber que, en un juicio, el juez es sólo un árbitro imparcial, alguien que supervisa la forma en que se realiza, pero no participa en ninguna decisión sobre el resultado.

Los fiscales acusan, los abogados defensores defienden y el juez vigila -con autoridad- cómo se realizan las cosas.

Finalmente, un jurado, compuesto por doce ciudadanos sin antecedentes es el que tiene a su cargo declarar inocente o culpable al acusado.

El jurado, seleccionado al azar entre miles de posibles candidatos, es aprobado o rechazado por ambas partes, abogados defensores y abogados acusadores, ninguno de los miembros es impuesto si la otra parte no lo acepta.

Esos jurados, los doce en total, son los encargados de emitir un veredicto el cual sólo se obtiene por mayoría absoluta. Si sólo once votan en una forma y el doceavo dice lo contrario no se produce sentencia y el juicio es declarado nulo.

De manera que, cuando se obtiene una sentencia en cualquier sentido, es el jurado, por mayoría, los doce, sin votos en contra, son los que toman la decisión final,

no el juez, ni los fiscales o los defensores participan en la declaratoria.

Ese es el sistema judicial norteamericano que, generalmente, logra con éxito impartir justicia.

Culpar al sistema, al juez, a los fiscales -e inclusive a la defensa- no es otra cosa que ignorancia o tratar de justificar lo injustificable.

Por otra parte, nada que se haga localmente, nada que se diga, absolutamente nada de eso tiene algún efecto en los Estados Unidos, donde, con seguridad, ni siquiera se dan cuenta lo que se comenta aquí en los medios y las redes.

Allá el asunto es cosa juzgada, pasa al archivo y siguen adelante con muchos casos que tienen pendientes.

¿Apelación? Desde luego que se puede apelar, eso también lo establece la ley.

¿Por qué mezclar a Superman, El Señor de los Anillos y sistema judicial de los Estados Unidos en este artículo?

Sencillamente porque hay gran parte de fantasía en lo que se dice y todos estamos en capacidad de entender qué es lo real y cuál es la ficción.

Ni Superman puede volar, ni jamás existió un Frodo o un águila gigantesca, tampoco un jurado en los EUA puede ser manipulado, aunque algunos así lo quieran creer.

[email protected]

- Publicidad -spot_img

Más en Opinión: