19.6 C
Honduras
martes, mayo 28, 2024

¿Y el libramiento?

Hace algunos días, el Gobierno, a través de la Secretaría de Infraestructura, informó que había aprobado el diseño y construcción de una solución vial (paso a desnivel) que se construirá en Villanueva, departamento de Cortés, lo que representa una muy buena noticia para esa ciudad y quienes transitan por ella por diversas razones. No tenemos ninguna duda que el Gobierno actual está decidido a mejorar la infraestructura vial del país; esto se refleja en proyectos como el previamente señalado y otros que se desarrollan en diferentes zonas y que contribuirán a mejorar el acceso a regiones productivas del país, permitiéndole a quienes desarrollan actividades comerciales trasladar de manera más eficiente sus productos dentro del territorio nacional, así como para su exportación.

Sin embargo, en ciudades como San Pedro Sula la situación cada día se torna más complicada pues, a pesar de que el tráfico de carga pesada tiene restricciones de circulación y rutas claramente definidas por la municipalidad, es tanto el volumen a ciertas horas que convierten a la ciudad en un gigantesco embudo. Esto es fácilmente verificable, por ejemplo, en el Bulevar del Sur donde en horas de la tarde un recorrido que normalmente llevaría cinco minutos puede convertirse en horas de espera. Evidentemente esto ocasiona molestias en la ciudadanía, desperdicio de combustible e ineficiencias que terminan siendo perjudiciales para la economía y nuestra oferta logística.

Desde hace muchos años la ciudadanía del Valle de Sula viene exigiendo el “libramiento” de la zona, mediante la construcción de una o varias rutas alternas que permitan dirigir todo ese tráfico de carga pesada lejos de las ciudades, lo que generaría un alivio en el tráfico y una mayor eficiencia es las cadenas logísticas. Producto de esos reclamos existen varios estudios elaborados para determinar cuál de todas las rutas es la más factible y eficiente, pero ninguno se ha podido ejecutar.

Sin perjuicio de que las obras de infraestructura más urgentes para el Valle de Sula son las represas para controlar las inundaciones y para el manejo racional del exceso de agua que tenemos en época lluviosa, la construcción del libramiento de San Pedro Sula y sus alrededores sería una transformación significativa para el entorno industrial, turístico y de negocios en la región. Esta infraestructura mejoraría drásticamente las condiciones económicas y el atractivo de la zona, generando múltiples beneficios para diversos sectores.

En primer lugar, el sector industrial experimentaría un impulso considerable. Con un libramiento vial eficiente, las industrias del Valle de Sula podrían mejorar su capacidad de transportar mercancías, reduciendo tiempos de entrega y costos operativos. Esto fomentaría la competitividad de las industrias locales y la atracción de nuevas inversiones, fortaleciendo el tejido empresarial de la región, sobre todo si consideramos las ventajas naturales de nuestro territorio con relación a nuestros vecinos.

En cuanto al turismo, el libramiento vial abriría nuevas oportunidades para el desarrollo de destinos turísticos y vendría a complementar las mejoras que se ejecutan para el sector de Atlántida (Tela, La Ceiba, etc.), cuyo desarrollo podría despegar de manera formidable. Al facilitar un acceso más fluido a las atracciones en el área, también se ampliaría el potencial turístico del Valle de Sula. Esto podría traducirse en un aumento de visitantes, impulsando la economía local y generando empleo en el sector.

El entorno de negocios en la región también se vería favorecido pues se reduciría la congestión en las vías principales, permitiendo un flujo más ágil de personas y mercancías entre diferentes centros comerciales y zonas industriales. Esto facilitaría las interacciones comerciales y fortalecería las cadenas de suministro, beneficiando a empresas de todos los tamaños, incluyendo a los agricultores y ganaderos que en muchas ocasiones no pueden acceder a mejores oportunidades precisamente por lo tardado que resulta transportar sus productos.

El desarrollo de esta infraestructura no solo mejoraría la eficiencia y la productividad en el Valle de Sula, sino que también contribuiría a elevar la calidad de vida de los ciudadanos al reducir la contaminación y los tiempos de desplazamiento. Esto puede tener un impacto positivo en la salud y el bienestar de la comunidad en general. El libramiento sería un tremendo catalizador para el progreso económico y social de la región, sentando las bases para un crecimiento sostenible y fortaleciendo la posición de Honduras como un centro de actividad industrial, turística y comercial en Centroamérica.

Correo: [email protected]

- Publicidad -spot_img

Más en Opinión: