miércoles, 8 febrero 2023

«Elección de nuevos magistrados debe generar esperanza», Mateo Yibrín

Tegucigalpa. La elección de los nuevos 15 magistrados de la Corte Suprema de Justicia de Honduras representa una esperanza y una oportunidad para mejorar el sistema de justicia y reducir la impunidad, según empresarios.

El presidente del Consejo Hondureño de la Empresa Privada (Cohep), Mateo Yibrin, dijo que la elección de los nuevos magistrados debe generar «esperanza» entre los ciudadanos.

La nueva Corte Suprema de Justicia debe generar «una esperanza» de que habrá «justicia de una forma eficiente».

Además, que ya no habrá «juicios de diez años», algo que en Honduras «es normal», subrayó.

El Congreso Nacional elegirá el 25 de enero a los nuevos quince magistrados que integrarán la Corte Suprema de Justicia por siete años (2023-2030).

Lea también: CNA denuncia nombramiento ilegal del procurador de Honduras

Esperanza de justicia 

Con la nueva Corte Suprema de Justicia, según Yibrin, los hondureños deben sentir que «hay esperanza de justicia y que esa justicia no sea tardía ni costosa».

En opinión del líder empresarial, el Parlamento de Honduras tiene «la enorme responsabilidad» de elegir a quince magistrados que le «generen esperanza al pueblo».

«Ojalá que los diputados entiendan que su responsabilidad no es poner abogados amigos de su partido, esa ha sido la historia», dijo Yibrín.

«Sé que estoy pidiendo mucho, pero ese es el anhelo de todos», enfatizó.

Honduras necesita «magistrados que le puedan ofrecer justicia al pueblo», indicó Yibrin, quien abogó por elegir a profesionales con «una trayectoria limpia».

Lucha contra la impunidad

El director ejecutivo de la Asociación para una Sociedad más Justa (ASJ), Carlos Hernández, expresó que la elección de los nuevos magistrados de la Corte Suprema de Justicia supone «el combate directo a la impunidad» en Honduras.

En algunos sectores de la sociedad civil «hay temores» de que el Congreso Nacional «no respete la lista que envíe la Junta Nominadora», señaló Hernández.

Igualmente, considera que el proceso también es «una oportunidad» para mejorar el sistema de justicia del país centroamericano.

El director ejecutivo de la ASJ instó a los políticos a dialogar para que el proceso de elección de los magistrados «pueda trascender sin violencia y sin ningún sobresalto».

«Nos estamos jugando el futuro de la nación porque cuando hay justicia, hay seguridad jurídica, y cuando hay seguridad jurídica, hay inversión», enfatizó.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -