jueves, 2 febrero 2023

El Banco Mundial alerta de la posibilidad de recesión global si hay más eventos adversos

WASHINGTON. El Banco Mundial (BM) alertó ayer del peligro de una recesión global si se producen más eventos adversos en la economía mundial, como una inflación por encima de lo esperado, aumentos abruptos de las tasas de interés para contener la carestía o un repunte de la pandemia.

Otros de los factores que podrían contribuir a la recesión sería una escalada de las tensiones geopolíticas.

Indicó el BM en su informe sobre perspectivas globales.

«Esto podría marcar la primera vez en 80 años que dos recesiones globales ocurren en la misma década», dijo la institución financiera.

Recordó que las proyecciones apuntan a un crecimiento de la economía global de 1.7% en 2023 y del 2.7% en 2024.

LEA TAMBIÉN: Las exportaciones latinoamericanas crecieron 20% en 2022 por subida de precios

En ese sentido, explicó que se espera una fuerte desaceleración del crecimiento global.

Y que, de hecho, las expectativas para este año se han revisado a la baja:

en un 95% para las economías más avanzadas y de casi el 70% para los mercados emergentes y en desarrollo.

El informe detalla que el crecimiento económico global se está ralentizando.

Y esto, «de forma aguda» por la inflación, las tasas de interés elevada, las inversiones reducidas y las alteraciones causadas por la invasión rusa de Ucrania.

Crecimiento per cápita

El BM agregó que en los dos próximos años se pronostica que el crecimiento per cápita en las naciones emergentes y en desarrollo será de una media del 2.8%.

Un punto porcentual menos que el promedio que hubo entre 2010 y 2019.

El presidente del BM, David Malpass, indicó en la nota que «la crisis que está experimentando el desarrollo se está intensificando conforme las perspectivas de crecimiento globales se deterioran».

Destacó que las naciones emergentes y en desarrollo afrontan un periodo de varios años de crecimiento lento.

Lo anterior, por «el peso de una deuda elevada e inversiones débiles, ya que el capital global está siendo absorbido por las economías globales que enfrentan niveles de deuda gubernamental extremadamente altos y tasas de interés crecientes».

Anticipó que la debilidad en el crecimiento tendrá repercusiones negativas en la educación y la salud.

Asimismo en la pobreza, la infraestructura y las demandas crecientes ante la crisis climática.

De acuerdo al informe del BM, se espera que el crecimiento de las economías avanzadas se desacelere del 2.5% en 2022 al 0.5% en 2023.

DATOs: El Banco Mundial volvió a revisar a la baja sus perspectivas de crecimiento para América Latina y el Caribe para 2023, hasta el 1.3%, según su informe de perspectivas globales.

El presidente del Banco Mundial (BM), David Malpass.
- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -