lunes, 6 febrero 2023

Casa donde capturaron a hijo del Chapo Guzmán en México quedó destrozada

Ciudad de México. Con rastros de sangre, cientos de casquillos y poco más de una decena de vehículos blindados con impactos de bala se encuentra la casa donde fue detenido Ovidio Guzmán.

El poblado de Jesús María, al noroeste de Culiacán, vive los estragos del operativo del pasado jueves, en el que agentes del Ejército capturaron al capo mexicano.

El operativo, dejó 29 muertos, una decena de ellos pertenecientes a las Fuerzas Armadas mexicanas y 19 a los grupos criminales que generaron los disturbios violentos.

Asimismo, dejó unos 30 vehículos rafagueados y quemados que quedaron sobre la carretera tras el enfrentamiento que duró cerca de 10 horas.

Lea también: Juez mexicano decreta 60 días de prisión provisional a Ovidio Guzmán

Mientras que en el interior de la finca, de aproximadamente 150 metros cuadrados, quedaron esparcidos decenas de casquillos y autos deportivos dañados.

Además, otros vehículos que tienen pegadas calcomanías de un ratón, alusivo al apodo con el que se conoce a Ovidio.

Hasta este sábado, agentes del Ejército Mexicano continúan realizando inspecciones en la zona.

60 días para solicitar extradición 

Tras su captura, a Ovidio Guzmán lo ingresaron al Centro Federal de Readaptación Social número 1 del Altiplano.

Ahí, un juez le dictó prisión preventiva y fijó un plazo de 60 días para que Estados Unidos reúna la información para solicitar la extradición del narcotraficante.

En tanto, su defensa tramitó dos amparos, uno contra la extradición inmediata y otro para evitar que Guzmán permaneciera incomunicado.

De la misma manera, pidió que se le otorguen medicamentos alegando una cirugía y diversas enfermedades que padece.

- Publicidad -
- Publicidad -
- Publicidad -