San Pedro Sula, Honduras
mayo 13, 2021 1:37 PM

Publicidad

CLIMA SAN PEDRO SULA

Romper lanzas en la oposición

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Compartir

José Adán Castelar

El fin de semana nos encontramos fortuitamente con Luis Zelaya en una tienda óptica, y bromeó que andaba en revisión de sus anteojos, para ver con mayor claridad lo que se venía por estos días; y es que pasadas las elecciones primarias, y con la inconformidad por las denuncias de fraude, será necesaria una visión perspicaz, que permita despejar la mente, si se quieren formar alianzas políticas exitosas.

Como todos sabemos -pero para constancia histórica- las primarias redistribuyeron a la oposición en dos grupos: de un lado los que ganaron en el Partido Liberal con Yani Rosenthal, y en el Partido Libre con Xiomara Castro; en el otro, los liberales que perdieron con Luis Zelaya, los Libres con Wilfredo Méndez, María Luisa Borjas, y la suma del partido de Salvador Nasralla.

Casi de inmediato irrumpieron los insultos, ofensas y acusaciones de ida y vuelta en medios de comunicación y redes sociales, parodiando al poeta Miguel Hernández “una tormenta de piedras, rayos y hachas estridentes, sedienta de catástrofes y hambrienta”; que no se ve ningún resquicio por donde puedan colarse el diálogo, el acuerdo, la convergencia, la alianza.

En el Partido Nacional, súper contentos, sus diferencias las manejan casi en susurros, y de alguna manera acallan a los inconformes. Por ahora se organizan alrededor de su candidato ganador “Tito” Asfura, reorganizan cuadros, levantan encuestas, preparan estrategias, entrenan.

También tienen tiempo para ver desde la gradería el partizado que juega la oposición, que se despedaza entre sí, con zancadillas, marcación ruda, entradas violentas, y algunos culpan al árbitro -en forma de CNE- de incidir en el encuentro; cuando les toque jugar la gran final en noviembre, estarán cansados, divididos, lesionados.

Podemos colocar aquí un espejo que diga Ecuador. Allá el nombre de Rafael Correa es indisoluble con la política; en febrero hubo elecciones, su protegido, Andrés Arauz, ganó con solvencia la primera ronda, y se esperaba que ganara el balotaje del domingo a Guillermo Lasso, que había quedado en segundo hasta con reconteo de votos contra el líder indígena Yaku Pérez.

Arauz perdió, el correísmo perdió. Desde afuera, los análisis concluían que los progresistas se unirían, pero no, se pelearon tanto que prefirieron que ganara la derecha; Yaku Pérez pidió a sus seguidores el voto nulo; mientras en la Izquierda Democrática los dejaron en libertad de elegir, aunque su líder, Xavier Hervas, dijo que votaría por el derechista Lasso.

Los vislumbres dejan entrever una posible alianza entre el Partido Liberal, representado por Yani, y Libre, con Xiomara de candidata, pero con el liderazgo propagado del expresidente Manuel Zelaya, faltará una dura negociación. En la otra alianza mencionan a Nasralla como candidato, Luis Zelaya ya participó, pero tampoco es arreglo fácil. Juntar a los dos grupos ¡Uf!

Aunque ahora se destrocen, impugnen y acusen, nada se da por sentado en política, hasta férreos enemigos de cruentas guerras se han abrazado; lo que quedó claro en la breve conversación en la óptica, es que mientras la oposición siga fraccionada, odiándose, seguirá siendo solo oposición.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Compartir

Publicidad

Recientes

Publicidad

Publicidad