San Pedro Sula, Honduras
octubre 25, 2020 10:25 AM

Publicidad

CLIMA SAN PEDRO SULA

Microempresarios confían en la banca hondureña para superar la crisis

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram

Compartir

Debido a los préstamos que les ofrece la banca a los emprendedores, muchos han podido salvar sus negocios. 

SAN PEDRO SULA. Mien­tras el país se intenta poner de pie a partir del impacto económico de la COVID-19, los microempresarios confían en la banca para afrontar la crisis y reactivar la economía hon­dureña.

“Después de que llegó la CO­VID-19, perdí una gran parte de mi negocio. La gente quedó sin empleo y solamente buscaba artículos esen­ciales”, explicó Merlyn Pinto, due­ño de la empresa Gelatina’s Cakes. “Desde que creamos nuestra em­presa, hemos tratado de dar un ser­vicio personalizado, ahora lo hace­mos para mitigar los problemas eco­nómicos”.

Desde que la pandemia de la CO­VID-19 llegó a Honduras en marzo de este año, hay más de 50,000 ca­sos positivos en el país, forzando una parada abrupta en la economía nacional. Según las proyecciones del Banco Mundial el PIB de 2020 registrará un crecimiento negativo de 2.3%.

Para micro, pequeños y media­nos empresarios el desafío es en­contrar una solución para afrontar la crisis y tomar un papel proactivo en la recuperación de la economía. Es aquí donde la banca está jugando un rol fundamental, aportando una inyección de capital a la economía hondureña.

“El impacto del virus ha sido abismal”, cuenta Benjamín Santa­maría, propietario de las tiendas Marroquinería Benji. “Ha paraliza­do el trabajo, estamos viendo como casi el 70% de las empresas naciona­les no han generado nada en los últi­mos cinco meses”.

Sin embargo, con la ayuda de su banco de cabecera, Benjamín ha po­dido mejorar su negocio re direccio­nando sus ventas a su tienda electró­nica. Cuando se sentó con su asesor en el banco, él le explicó sus opcio­nes y le mencionó los beneficios a los cuales podría acceder.

Los préstamos que ofrece la ban­ca, en estas situaciones, permiten a las MiPymes salvar sus negocios y, por ende, el trabajo de toda una vi­da, pero también, permiten planear estratégicamente, con tasas de in­terés razonables y la posibilidad de pensar en un futuro donde una si­tuación como esta sea previsible y manejable desde las empresas.

El rol de la banca entonces, co­bra una significancia trascendente en la reactivación económica, pues el acceso al capital en momentos de crisis se vuelve esencial para man­tener la economía a flote. Los prés­tamos dan la posibilidad a las Mi­Pymes de invertir en su negocio a través de materias primas, emplea­dos o espacios de trabajo. El papel protagónico de la banca llega con la necesidad de conservar un equi­librio en la circulación de efectivo en el mercado y estimular los secto­res que han sufrido durante el con­finamiento.

“Los créditos nos van a servir al cien y beneficiar la reactivación de la economía porque va a dejar que los dueños de las MiPymes tenga­mos acceso al crédito que es vital. Con innovaciones en el sector ban­cario, se puede generar más opor­tunidades tanto para los consumi­dores como para los dueños”, seña­la Benjamín.

Por otro lado, Merlyn estable­ce que “siempre balancearse fi­nancieramente es necesario para crecer, principalmente cuando tu plan y visión es de expandir y te­ner una presencia más agresiva en el mercado. Si la banca presenta ta­sas atractivas para los emprende­dores, principalmente para las per­sonas que ya tienen un buen récord y crédito, será la única manera de reactivar la economía”.

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on telegram
Telegram

Compartir

Publicidad

Recientes

Publicidad

Publicidad