FRANCAMENTE: Honduras desea la paz, Navidad con Jesús, una nueva identidad y un nuevo censo – El País

FRANCAMENTE: Honduras desea la paz, Navidad con Jesús, una nueva identidad y un nuevo censo

23 octubre, 2019 | 4:10 am | Columnistas
FRANCAMENTE: Honduras desea la paz, Navidad con Jesús, una nueva identidad y un nuevo censo

Ilsa Trinidad Díaz Espinoza 
ilsadiaz_zelaya@yahoo.com

El otro día, escuchaba una mesa redonda de periodistas que comen­taban los incendios que están estallando en varios países del mundo, y todo ello ocurre por la ambición de unos pocos que tienen la habilidad de involucrar a las llamadas “masas populares”, que, aunque no sepan nada de lo que ocurre, se suman o se abstie­nen de participar.

Eso ocurre en los países veci­nos que nos rodean, vemos el ca­so de Colombia. Chile un país que ha sido modelo para nosotros por su grado cultural. Y así hay tanto revuelo en otros países que hay algunos que opinan que esto ocu­rre por el cambio climático que está llevando al odio a muchos que se están convirtiendo en fu­riosos, otros a esos aportes nega­tivos de los medios de comunica­ción que están llevando a mucho público a ver la violencia como medio de defensa.

Gracias a Dios, Honduras es diferente. Los que siguen año­rando lo del 28 de junio de 1985, era diferente. Un gobierno que comenzó muy bien, pero al poco tiempo se comenzaron a cambiar las cosas. Era pública la división con el vicepresidente, así como ocurrió con otros gobiernos ex­trañamente liberales, como Az­cona con su vicepresidente don Jaime Rosenthal.

También era evidente la pobre relación entre Villeda y Rodas Alvarado. En la última elección nunca se pudo ver un trío unido, antes de las elecciones finales ya se habían dividido. Esos fenóme­nos hicieron evidente la preva­lencia de la democracia cuando el pueblo se sintió amenazado por la política populista del siglo 21.

Y cuando aparecen los tres po­líticos: uno que reclama la Presi­dencia, el otro que participó con mala suerte en las últimas elec­ciones por el Partido Liberal y el dirigente permanente de Libre, hasta que se convenza de la rea­lidad de este mundo que, en lu­gar de llamar el incendio del país, llame a la paz, a la paciencia, y a tratar de hacer en el Congreso al­go que valga la pena para su mis­mo futuro.

EL PUEBLO QUIE­RE LA PAZ, UNA NAVIDAD FELIZ DONDE LA ALE­GRÍA DE LA NA­VIDAD, Y NUES­TROS HUMILDES CAMPESINOS Y FAMILIAS DE LA EMPRESA PRI­VADA NOS UNA­MOS. DEMOS TIEMPO PARA QUE SE ELABORE LA NUEVA CÉDU­LA DE IDENTI­DAD Y PARA EL NUEVO CENSO ELECTORAL.

OBEDEZCAMOS a lo expresa­do por los jefes militares que, en un programa de televisión de este día, nos invitaron a esperar el año 2021 donde si Dios lo permite, es­taremos llevando a Honduras por el futuro que se merece.

COMENTA ESTA NOTA