El Progreso se llena de poesía y canto mundial - El País

El Progreso se llena de poesía y canto mundial

10 junio, 2019 | 7:05 am | Sociedad
El Progreso se llena de poesía y canto mundial

EL PROGRESO. – Por primera vez en su historia, la ciudad Perla del Ulúa será sede de un encuentro internacional de poetas y músicos.

Al evento se le ha llamado el “En­cuentro de la espera infinita” se de­sarrollará del miércoles 12 al sábado 15 de junio y en él participarán escri­tores de Uruguay, Colombia, Perú, Costa Rica, Nicaragua, El Salvador, Guatemala, México, Canadá, Esta­dos Unidos, España y Honduras. En­tre ellos vienen ganadores del pre­mio Miguel Ángel Asturias, Pablo Neruda, y a mejor libro en los Latin Grammy Awards, entre otros.

Su organizador es todo un Qui­jote, el escritor Héctor Flores, quien ha luchado contra todo tipo de obs­táculos para hacer realidad este sue­ño de unir en esta ciudad a poetas y cantores de todo el mundo.

Flores, quien firma sus obras ba­jo el seudónimo de “Chaco de la Pi­toreta”, manifiesta que reivindican el nombre del encuentro con el títu­lo del poema “Canción de la espe­ra infinita” de Jorge Federico Tra­vieso, un poeta hondureño que na­ció en San Francisco, Atlántida, en el año de 1920, y que se suicidó en Río de Janeiro, Brasil, en 1953.

Sobre el deseo que lo movió a montar un evento de esta naturale­za en una ciudad casi invisible pa­ra el mundo, el escritor hondure­ño manifiesta que ha sido princi­palmente el compromiso de lograr que la cultura sea un derecho huma­no, o sea, libre, gratuita y de calidad. “No vamos a leer en espacios priva­dos ni reservados. Toda la poesía será llevada a las escuelas, a los co­legios y a las calles…”

Indica que sólo tendrán una ac­tividad que será pagada, la presen­tación especial de los artistas inter­nacionales en el Teatro La Fragua, la noche del viernes 14 de junio a las 7:00 de la noche, en la que se cobra­rán 100 lempiras por admisión, lo cual será utilizado para cubrir los costos del montaje del evento.

Como parte del evento, se ha impreso un libro en el que vienen contenidos poemas de cada uno de los artistas que participan, y que se ha llamado también “La espera Infinita”.

Cuando se le consulta cómo lo­gró la aceptación de todos estos es­critores y poetas, Chaco manifies­ta que ha sido gracias a los amigos que ha ido haciendo a lo largo de su caminar literario.

“He tenido la suerte de ser an­tologizado en más de 20 libros a ni­vel mundial, y los poetas que vie­nen a Honduras son personas con las que me he encontrado en los fes­tivales internacionales de poesía en los que he participado. Les escribí una carta diciéndoles que quería te­ner un encuentro en mi ciudad, pe­ro que no tenía dinero. Yo lo único que puedo garantizarles a ustedes es hospedaje y alimentación. Tuve 43 respuestas”, comenta.

En este sentido agradece el es­fuerzo de cada uno ellos, ya que es­tán pagando sus pasajes aéreos y se­ñala que su estadía la cubrirá con un aporte que le brindó la Universidad de Rowan, Estados Unidos.

“Tuve suerte, el año pasado hi­ce una investigación sobre las ne­cesidades de recuperar los espa­cios públicos con la cultura. Me notificaron que estaba aprobada y que la aceptaban como parte de su currículo. Me preguntaron que cuánto eran mis honorarios por el trabajo y yo les dije que no me pa­garan, que ese dinero lo utilizaran como un aporte para cubrir la es­tadía de los poetas que tendría en el encuentro, y afortunadamente aceptaron”, concluyó.

 A CERCA DE CHACO DE LA PITORETA

Héctor Efrén Flores nació en una aldea llamada El Ta­blón, situada el municipio de Manto, departamento de Olancho, en el año de 1976. No obstante, se crió el Valle del Aguán, específicamente en Tocoa, Colón.

Posteriormente se trasladó a la ciudad de El Progreso, Yoro, y es abogado de profesión, pero sobre todo poeta y gestor cultural. Su primer poema fue publicado en sus tiempos de estudiante, en un periódico llamado “El Torni­llo” y su primer libro en el 2009. Curiosamente, su éxito ha estado fuera de Honduras, siendo publicado en más de 16 antologías a nivel mundial, entre ellos en el continen­te africano (Madagascar, Zimbabwe y Sudáfrica), España y los Estados Unidos.

COMENTA ESTA NOTA