España celebrará legislativas anticipadas el 28 de abril – El País

España celebrará legislativas anticipadas el 28 de abril

15 febrero, 2019 | 8:23 am | Internacionales

España celebrará elecciones legislativas anticipadas el 28 de abril, anunció este viernes el presidente del gobierno, el socialista Pedro Sánchez, dos días después de que el Parlamento hundiera su proyecto de presupuestos para 2019 y cuando la crisis sigue candente en Cataluña.

“Les anuncio que (…) he propuesto la disolución de las cámaras y la convocatoria de elecciones generales para el día 28 de abril”, dijo en Madrid el mandatario, al frente del gobierno más minoritario en 40 años de democracia en España.

Las legislativas, que serán las terceras en tres años y medio, tendrán lugar cuatro semanas antes del domingo 26 de mayo, cuando están previstos en España comicios municipales, regionales y europeos.

La campaña electoral comenzará el 12 de abril, Viernes de Dolores, y su primera mitad coincidirá con la Semana Santa.

“Hemos tumbado el gobierno de Sánchez”, se felicitó el líder de la oposición conservadora, Pablo Casado, que compareció con una sonrisa de oreja a oreja y flanqueado de una bandera de España.

“Sólo el Partido Popular puede hacer frente al desafío independentista [catalán]. Y estas elecciones van de eso”, añadió Casado, prometiendo mano dura contra el separatismo y bajar “todos los impuestos” si llega al poder.

En este momento, los sondeos dan al Partido Socialista Obrero Español (PSOE) como vencedor en las elecciones, pero con un número de escaños que, incluso sumado a la izquierda radical de Podemos, no le llegaría para gobernar.

Los mismos sondeos perfilan una posible mayoría conservadora, conformada por el PP, los liberales de Ciudadanos y los ultraderechistas de Vox.

Un trío que ha disparado el tono nacionalista y el domingo se hizo la foto de familia en una multitudinaria manifestación en Madrid, en la que acusó a Sánchez de “traidor” por dialogar con el separatismo catalán.

“Si yo soy presidente del gobierno, los separatistas no van a conseguir ni agua”, aseguró este viernes Albert Rivera, presidente de Ciudadanos.

– Un adelanto forzado –

La legislatura expiraba en principio en junio de 2020. Pero Sánchez se vio forzado al adelanto tras desmoronársele la heteróclita base que hace ocho meses y medio lo llevó al poder en una exitosa moción de censura contra su predecesor conservador, Mariano Rajoy.

En un ambiente tenso por el juicio a 12 líderes separatistas en Madrid, los partidos independentistas catalanes, junto con la oposición de derecha, tumbaron el miércoles unos presupuestos que el ejecutivo había defendido como los más sociales de la última década.

Con la maquinaria socialista ya en marcha, Sánchez aprovechó este viernes para enviar algunos mensajes de cara a la campaña. Entre ellos, la garantía de que, pese a no haber presupuestos, se mantienen medidas estrella como el aumento del salario mínimo en un 22% o el incremento del sueldo de los funcionarios este año.

Al mismo tiempo acusó a la oposición de derechas de bloquear en el Parlamento la reglamentación de la eutanasia o leyes contra la brecha salarial entre hombres y mujeres y contra la pobreza energética.

“Todo esto se ha paralizado (…) por el filibusterismo parlamentario del Partido Popular y de Ciudadanos”, aseveró.

Igualmente se dirigió a los independentistas catalanes, recordándoles su compromiso con la unidad de España. “Dentro de la Constitución y la legalidad estamos dispuestos a hablar, a dialogar (…) fuera de la Constitución, nada”, declaró Sánchez.

– Una legislatura atípica –

“Obviamente representa el fin de una legislatura atípica, convulsa”, comentó a AFP la politóloga Paloma Román, de la Universidad Complutense de Madrid.

Desde 2015, la política española ha vivido una formidable aceleración: estallido del bipartidismo, tentativa de secesión de Cataluña seguida de una suspensión temporal de su autonomía, caída de Rajoy en una inédita moción de censura exitosa…

Todo ello unido a un Parlamento fragmentado, en el que la acción legislativa se ha visto muy dificultada por la divergencia de intereses de los partidos.

AFP

COMENTA ESTA NOTA