La Australia que debemos superar

Jueves 12, Octubre de 2017 | 7:41 am | Deportes
La Australia que debemos superar

Los Canguros buscan en el repechaje, al igual que nosotros, la clasificación a su cuarto mundial.

Luego del épico triunfo de nuestra selección contra México, el repechaje nos pondrá cara a cara contra Australia, que le robó a Siria el sueño de jugar su primer mundial.

Los llamados “Socceroos” (término que mezcla los palabras en inglés, soccer y kangaroo, que en
español sería algo como “los canguros del fútbol”), cuentan con cuatro particiones en mundiales, juegan en la zona de Asia pese a que pertenecen a Oceanía.

En el 2005 les fue aprobado el cambio de Confederación. Su primera participación se remonta al Mundial de Alemania 1974, al cual acudieron con un grupo de jugadores aficionados. Solo pudo sumar un punto en el Grupo A que compartió con Alemania Democrática, Alemania Federal y Chile.

HISTORIAL
La mejor actuación de Australia en sus cuatro comparecencias en la Copa Mundial de la FIFA fueron los octavos de final alcanzados en Alemania 2006. En aquella ocasión cayó eliminada en el último suspiro a Italia, a la postre campeona del mundo. En Sudáfrica 2010, los Socceroos sumaron el mismo número
de puntos en la fase de grupos que cuatro años antes, pero en esta ocasión se vieron apeados por la diferencia de goles.

El equipo de aficionados con el que Australia acudió a la Copa Mundial de 1974 cosechó un punto ante Chile; en Brasil 2014, en cambio, los Socceroos volvieron a casa con un balance de tres derrotas. Tim Cahill, su jugador talismán, consiguió al menos sumarse al selecto club de jugadores que han visto puerta en tres copas mundiales gracias a su volea ante Holanda.

El Dato

Estadio de Sídney Capacidad: 45.500 espectadores
Superficie: Césped
Dimensiones: 105 x 68 m
Está ubicado en la zona de Moore Park, cerca de Sídney. Su construcción dio inicio en 1986 y fue
concluido en 1988. Es utilizado para partidos de fútbol, fútbol australiano y rugby, además de conciertos
musicales.

TEMAS
COMENTA ESTA NOTA